Solucion de problemas en el aire acondicionado kosner

Pese a que todos los electrodomésticos vienen siempre con su detallado manual de instrucciones, la mayoría de los usuarios no se los lee al adquirirlos. Sólo recurre a ellos cuando está desesperado porque el aparato no va bien y no sabe lo que le ocurre.

Es algo que también sucede de forma generalizada con los equipos de aire acondicionado, cuyo funcionamiento es más desconocido que el de otras máquinas domésticas.

Sin embargo, aunque tampoco es cuestión de estudiarlo, no está de más dar un pequeño repaso al manual para conocer las pautas básicas de su mecánica y saber qué les puede pasar cuando no marchan con normalidad. Sobre todo, es muy oportuno leerse el apartado de solución de problemas, que en muchas ocasiones nos evitará tener que recurrir al técnico a la primera de cambio.

En este post vamos a repasar algunos de los problemas más frecuentes con los que nos encontramos cuando el aire acondicionado no funciona correctamente. Hay que chequearlos siempre antes de acudir al servicio técnico.

Ponemos en marcha el aparato y no funciona de inmediato

Hemos de tener en cuenta que si lo apagamos, el microprocesador espera tres minutos antes de efectuar un nuevo arranque para no deteriorar el compresor

El equipo huele raro

El aparato, por sí mismo, no desprende ningún olor. Puede deberse a olores acumulados en el ambiente. En todo caso, conviene limpiar los filtros y si el problema persiste, tendremos que llamar al servicio técnico.

En modo frío, a veces sale aire en forma de neblina

Este fenómeno se produce porque la habitación está cálida y húmeda. El aire se enfría rápidamente y produce ese efecto. Después de unos minutos, según descienda la temperatura de la estancia, desaparecerá.

Cae agua en la habitación

Puede haber un goteo de agua si la humedad de la estancia es muy elevada. En el caso de no ser así, hay que revisar si la condensadora pierde agua o si se ha aflojado la conexión entre la unidad interior y el cubo de drenaje.

Fuga de agua en el exterior

Las fugas de agua en el exterior se deben a varias razones: o bien se produce condensación cuando la unidad funciona en frío, o bien había hielo y se derrite en el proceso de descarche, o bien gotea el agua existente en el intercambiador cuando se pone el funcionamiento en calor.

La unidad interior no emite aire

Si estamos en modo calor y la temperatura del intercambiador es muy baja, la unidad dejará de emitir aire para evitar que salga aire frío. También en modo calor, si la temperatura exterior es baja o la humedad ambiente elevada, se formará escarcha en el intercambiador.

Cuando ocurre eso, se iniciar automáticamente el sistema de descarche y el aparato no emitirá aire durante un tiempo (3 a 12 minutos). Un proceso similar ocurre en el modo deshumidificación para evitar que el agua condensada se evaporice de nuevo.

Mal funcionamiento de los sensores de temperatura (ambiente interior o evaporación)

Antes de recurrir al servicio técnico, compruebe que los sensores estén bien conectados.

Por último, en el caso de que detectes uno de los siguientes problemas, lo mejor es que desconectes de inmediato el equipo y llames al servicio técnico autorizado:

  • El aparato hace mucho ruido.
  • Emite un olor muy fuerte.
  • Cae mucha agua en la habitación o se salpica a la unidad.
  • El cable de conexión o el interruptor están mucho más calientes de lo normal.

Y recuerda, si tienes un rato, echa un vistazo al manual de instrucciones. Seguro que descubres cosas nuevas que puedes hacer con tu equipo de aire acondicionado.